domingo, 12 de diciembre de 2010

La amistad ni se conquista ni se impone, porque ésta nace del corazón.


La amistad es una relación entre personas basada en la simpatía, el respeto y la confianza entre los dos.

Hay que aprender a diferenciar un amigo, de un conocido. Un amigo es una persona en la que puedes confiar plenamente y un conocido es una persona con la que te llevas bien pero la confianza no es plena.

Un amigo es aquel que te apoya en cada momento, pasas momentos divertidos e inolvidables con el y otros momentos peores en los que las risas y bromas no son oportunas. Tu amigo siempre esta disponible para ti.

Un amigo cuando tienes algún problema, duda… no te contesta lo que quieres oír, como hace otra gente, sino que te dice la verdad y lo que seria mejor para ti.

Un amigo es aquel al que le cuentas tus cosas cuando necesitas hablar con alguien, y el que te acompaña en silencio cuando no tienes ganas de hablar.

Yo no elijo mis amigos, han sido personas que me han venido y han pasado de ser conocidos a gente muy importante y especial para mí.

No todas las personas pueden conseguir un verdadero amigo, pero si eres afortunado y lo consigues, no lo dejes escapar por nada del mundo.

Una amistad con el tiempo puede ir perdiendo la confianza y a raíz de eso perder el afecto y dejar de ser amigos…, pero yo creo que si es una buena amistad será para siempre, aunque sea con mas o menos relación, los amigos así como los que tengo yo ahora son cosas que no se deben perder nunca. Pero nunca se sabe lo que va a pasar.

Una vez me dijeron que los amigos se podían contar con los dedos de las manos, yo les dije que no, que era imposible iba a necesitar muchas manos para poder contar todos mis verdaderos amigos, pero si te pones a pensar que una amigo solo es la persona en la que depositas tu confianza, te darás cuenta que tenia razón, con los dedos de las manos puedes contarlos, y en ocasiones quizás, hasta te sobren dedos.

1 comentario: